Promesa de coherencia en cada botella

Aproveche el trabajo de Chr. Hansen y su saber hacer en fermentación para conseguir vinos naturales y auténticos que entusiasmen a los consumidores

Coherencia: el secreto para evitar la uniformidad

  • El vino se ha convertido en un mercado y en un tema de debate de alcance mundial. En el próximo decenio cada vez será más importante la identidad de marca y, para que esta tenga éxito, se necesitará una excelente definición del producto. El trabajo que se dedique a ello contribuirá a desarrollar el concepto del vino para la bodega, la selección de uvas para los viticultores y también todos los elementos de comunicación y promoción: color del producto final, perfil organoléptico general, etiquetado, botellas, etc.
  • En esta transición de más marcas de vino hacia la globalidad, los consumidores reclaman que se no ponga en riesgo la autenticidad; al contrario, desean que se preserve, se ponga de relieve y se comunique mejor. Las mejoras en la elaboración de vino no llevan a la uniformidad, sino que dan lugar a una mejor expresión de las uvas, el suelo y la diversidad de estilos de los productores.
  • Como los consumidores se encuentran en varias zonas del mundo e incluso en países con un bajo consumo de vino per cápita, resultará clave hacerles llegar información sobre el lugar y el modo de producción del vino. La demanda de información objetiva y real se convertirá en la norma entre los consumidores. Sus expectativas son muy claras sobre lo que debería haber en la botella: uvas orgánicas, tratadas siguiendo los procesos más naturales posibles, con una adición reducida de productos tales como los sulfitos.

Para que sus vinos resulten agradables en todo el mundo, los vinicultores y las bodegas deben centrar su atención en la gestión de la fermentación.

  • Teniendo en cuenta que la calidad de entre un 5% y un 10% de los vinos baja durante la vinificación, la manera de mejorar la calidad general es recurrir a prácticas que preserven el potencial inicial del vino. Esta atención a la gestión de la fermentación se está convirtiendo en un objetivo primordial para muchas bodegas y productores avanzados: se trata de una forma natural y sostenible de mejorar los volúmenes producidos, que crea valor para los bodegueros y para los consumidores. 
  • Los productos VINIFLORA® ayudan a los fabricantes de vino a centrarse, mejorar y gestionar las fermentaciones alcohólica y maloláctica para evitar la bajada de calidad temprana o el deterioro durante la maduración del vino en una fase posterior. Nuestros cultivos bioprotectores y nuestra experiencia en la gestión de la fermentación y en bioprotección gozan de reconocimiento en todo el mundo. Tenemos el compromiso de proteger y preservar el potencial inherente a las uvas después de cosechadas; con esto se favorece crear vinos auténticos y naturales que sean motivo de disfrute y orgullo tanto para bodegueros como para consumidores.

Compartir