Es posible que haya llegado a esta página por un redireccionamiento desde el sitio web de UAS Labs como consecuencia de la adquisición de UAS Labs por Chr. Hansen.

Fundamentos científicos de nuestras cepas

Comprenda el proceso por el que identificamos y caracterizamos cepas probióticas y ponemos a prueba sus beneficios para la salud 

En Chr. Hansen, nos enorgullecemos de hacer el viaje de la cepa a la solución, STRAIN TO SOLUTION. Para lograrlo, seguimos una serie de pasos importantes para comprender la ciencia que subyace en nuestras cepas probióticas. El trayecto comienza en el laboratorio en la fase preclínica, donde exploramos cuestiones como qué es la cepa y qué características probióticas tiene. Las cepas que demuestran propiedades deseables en la fase preclínica se pueden poner en producción y probarse en estudios con seres humanos, para comprender mejor su papel en el apoyo a la salud

Todo empieza con la cuidada selección de cepas bacterianas 

Chr. Hansen cuenta con un destacado conjunto de cepas bacterianas que hemos aislado o que nos han licenciado socios de confianza. Este conjunto de cepas es la base para nuestro desarrollo de nuevos productos probióticos.

Las nuevas cepas se caracterizan a fondo mediante métodos de laboratorio y análisis genómicos de última generación para garantizar que son seguras. La secuenciación del genoma permite la identificación más precisa de las cepas y es una parte esencial de la evaluación de su seguridad. También las sometemos a análisis bioinformáticos para buscar genes y marcadores no deseables y para confirmar si son buenas candidatas para la siguiente fase del cribado. 

 

Cribado de características probióticas 

El siguiente paso es determinar mediante una serie de pruebas si la cepa parece prometedora como probiótico:  

  • Mediante métodos de laboratorio se averigua la tolerancia a ácidos y bilis, así como la inhibición de bacterias perjudiciales. 
  • Las células humanas y otros modelos de laboratorio son esenciales para comprender las interacciones entre la cepa y el ser humano.  
  • Los métodos experimentales avanzados se utilizan para comprobar interacciones concretas, como la posible mejora de la barrera intestinal, el impacto específico en el sistema inmunitario o la producción de moléculas bioactivas.  

También podemos utilizar la bioinformática para buscar la presencia de genes específicos que se sabe que están vinculados con la función probiótica. Esto ayuda a agilizar el proceso de selección de nuevos candidatos a probióticos con beneficios específicos para la salud

Simulación de condiciones en el tubo digestivo 

El siguiente paso es probar cómo se comportará el probiótico en las condiciones que se dan en el tubo gastrointestinal humano. En Chr. Hansen estamos utilizando dos modelos únicos y muy avanzados para simularlas: TIM-1 y TIM-2.  

 

El primero es un modelo validado que simula el estómago y el intestino delgado, mientras que TIM-2, también validado, simula el colon. Ambos modelos reflejan fielmente las condiciones que se sabe que son importantes para la supervivencia y la función de los probióticos en el aparato digestivo humano. Por ello, los modelos TIM resultan extremadamente valiosos para estudiar la supervivencia de los probióticos y cómo se ve afectada por la formulación, así como la producción de metabolitos específicos, la colonización del intestino grueso y los beneficios de los prebióticos. 

En determinadas situaciones, se pueden llevar a cabo estudios esenciales con animales para confirmar los resultados de laboratorio de ciertos candidatos a probióticos. Estos estudios pueden servir para aumentar nuestra confianza en que el probiótico generará tendrá beneficios para los estudios en seres humanos. Los estudios en animales también pueden ayudar a sugerir lo que se debe medir en los seres humanos, como marcadores de funciones específicas, y facilitar los análisis del modo de acción. 

 

Puesta en producción 

Una vez escogida una cepa probiótica, se desarrolla el proceso de producción para garantizar un producto estable y altamente viable. Para más información sobre esta etapa, consulte Producción

 

Comprobación de los beneficios para la salud: estudios con seres humanos 

Muchos alimentos y muchos suplementos contienen bacterias vivas, pero solo las cepas bacterianas que tienen beneficios para la salud respaldados científicamente pueden, en rigor, denominarse probióticos. Estos beneficios para la salud se pueden cuantificar en estudios realizados con seres humanos. Son la principal forma de averiguar si una nueva cepa bacteriana es segura para las personas y si proporciona beneficios que se traduzcan en apoyo a la salud humana

En Chr. Hansen contamos con especialistas en nuestro avanzado departamento de Desarrollo Clínico, que se aseguran de que nuestros estudios de investigación se diseñen, revisen y realicen con esmero y según normas de calidad internacionales, éticas y científicas.  


Colaboración con Chr. Hansen 

Somos pioneros en la ciencia microbiana para mejorar la salud. Como parte de nuestro compromiso, creemos en la necesidad de apoyar la investigación científica ética e independiente llevada a cabo por investigadores externos cualificados. Estas colaboraciones son esenciales para nuestros esfuerzos de I+D, por lo que estamos encantados de acordar nuevas asociaciones con equipos de investigación y con investigadores individuales. El valor que nos aportan es clave para complementar nuestros propios estudios científicos a la hora de comprender la ciencia que subyace en nuestras cepas y explorar sus posibles beneficios para la salud de las personas de todo el mundo. 

Chr. Hansen puede apoyar a investigadores universitarios e independientes con productos en estudio, previa evaluación científica y acuerdo por escrito. Podemos ofrecer productos en estudio y el placebo correspondiente, o juntos podemos personalizar una solución o un producto probiótico único, con fines de estudio, que satisfaga sus necesidades, como población objetivo, forma de dosificación y área de salud (es decir, área del beneficio buscado).  

Para más información acerca de nuestras soluciones exclusivas y nuestras colaboraciones, consúltenos.  

 

 

Esta comunicación está destinada únicamente a empresas y a profesionales de la salud, no a consumidores finales de bienes de consumo. Ninguna parte de esta página debe entenderse como una atribución expresa de propiedades o indicaciones.  

Compartir