Revolucionario cultivo ‘dulce’ reduce el azúcar añadido en productos lácteos fermentados

Revolucionario cultivo ‘dulce’ reduce el azúcar añadido en productos lácteos fermentados
Nota de prensa | May 08. 2019 08:40 GMT

Chr. Hansen presenta Sweety® Y-1, el primer cultivo del mundo que permite a los fabricantes de productos lácteos crear productos más dulces de forma natural y reduciendo el azúcar añadido

Las organizaciones de la salud, los gobiernos y los comerciantes pretenden que se reduzca el contenido de azúcar en los alimentos, mientras que no dejan de aumentar los consumidores que se preocupan por el contenido de azúcar y buscan productos saludables y naturales con buen sabor. Esto se traduce en que los fabricantes se vean presionados para reducir el azúcar añadido en sus productos lácteos, en especial en el yogur.

«Los fabricantes de productos lácteos suelen añadir azúcar para compensar el sabor de la acidificación tardía, buscando el equilibrio entre lo dulce y lo amargo. Con nuestro nuevo cultivo patentado, la acidificación tardía es muy baja, por lo que hay menos necesidad de añadir azúcar», comenta Jessica Bentley, directora de desarrollo comercial, Productos Lácteos Frescos, Chr. Hansen.

Explote el dulzor natural de la leche

Sweety® Y-1 es un cultivo innovador que permite la creación natural de dulzor aprovechando el recurso propio de la leche: la lactosa.

«Usando lo que ya hay disponible de forma natural en la leche y aplicando nuestros conocimientos en cultivos, hemos desarrollado uno que dará un sabor más dulce que otros», explica Kim Soerensen, científico principal sénior en cepas, Fisiología Bacteriana, Chr. Hansen.

Sweety® Y-1 es una solución que usa cultivos de Streptococcus thermophilus y Lactobacillus bulgaricus. Puede convertir los azúcares existentes en la leche consumiendo una mayor parte de la lactosa y generando glucosa, lo que aumenta la intensidad del dulzor. En consecuencia, es posible añadir menos azúcar y aun así conseguir el mismo producto de saber dulce pero más sano.

Yogur dulce durante toda su vida útil y con una etiqueta limpia

Con Sweety® Y-1, Chr. Hansen lanza una innovación revolucionaria al mercado de los lácteos. El cultivo hace posible que los fabricantes atiendan las modernas tendencias y las demandas de los consumidores de alimentos saludables mediante la disminución del azúcar añadido y sin poner en peligro el buen sabor del producto.

«Sweety® Y-1 es un cultivo suave con una gran estabilidad del pH. Con él, los fabricantes pueden crear productos lácteos que se mantengan dulces toda la vida útil. Como primera y única compañía en presentar una solución así, esperamos generar un gran interés y estamos deseando colaborar con nuestros clientes», explica Bentley.

Gracias al uso de cultivos Sweety® Y-1 en la elaboración de alimentos lácteos fermentados, los fabricantes pueden:

• Aumentar el dulzor al convertir el azúcar presente en la leche.
• Mantener el sabor dulce durante toda la vida útil con muy poco acidificación tardía.
• Crear productos naturales de etiqueta limpia sin necesidad de usar edulcorantes artificiales.

«En Chr. Hansen, tenemos como fin la mejora de los alimentos y la salud no solo para la generación actual, sino también para las venideras. Para ello, contribuimos activamente a los objetivos mundiales de la ONU, incluido el objetivo número 3: mejorar la salud y el bienestar. Sweety® Y-1 encaja perfectamente con estos objetivos, ya que usa los recursos de la naturaleza para proporcionar productos lácteos fermentados de buen sabor con menos azúcar añadido y así favorecer un estilo de vida sano», concluye Bentley.


Chr. Hansen es una empresa global y diferenciada de biociencia que desarrolla soluciones con ingredientes naturales para las industrias de alimentación y nutrición, farmacéutica y agrícola. En Chr. Hansen, nos encontramos en una posición privilegiada para impulsar el cambio positivo mediante soluciones microbianas. Desde hace más de 145 años, trabajamos para facilitar la agricultura sostenible, las etiquetas más limpias y una vida más sana para más personas de todo el mundo. Nuestras plataformas de tecnología microbiana y fermentativa, incluida nuestra amplia colección de unas 40.000 cepas microbianas, tienen potencial para marcar un antes y un después. Al satisfacer las necesidades de los clientes y las tendencias internacionales, seguimos revelando el poder de las bacterias beneficiosas para responder a dificultades globales, como el desperdicio de alimentos, la salud en el mundo y el uso excesivo de antibióticos y plaguicidas. Como empresa de biotecnología más sostenible del mundo, llegamos a más de mil millones de personas cada día. Con el respaldo de nuestro legado de innovación y curiosidad para impulsar la ciencia, nuestro propósito de cultivar un mundo mejor naturalmente, «Grow a better world. Naturally» está en la esencia de todo lo que hacemos.

Compartir