Probióticos NU-TRISH® con beneficios creíbles para la salud

Chr. Hansen ofrece cepas de probióticos y mezclas de cultivos que son fruto de investigaciones y cuentan con sólida documentación clínica. Se han probado y desarrollado para diversos tipos de alimentos y bebidas, siempre teniendo en cuenta que los productos sean atractivos y tengan un gran sabor.

Cepas bacterianas probióticas con valor añadido

En todo el mundo se viene imponiendo entre los consumidores la demanda de alimentos con beneficios añadidos para la salud. Los probióticos de Chr. Hansen son ingredientes naturales, seguros y eficaces con beneficios documentados para la salud que pueden ayudar a los productores de alimentos a suministrar lo que desean los consumidores: productos alimentarios apetitosos con beneficios creíbles para la salud.

Probióticos: las «bacterias buenas» 

Los probióticos son bacterias acidolácticas vivas que promueven la salud, están presentes en todo el tubo intestinal humano y resultan esenciales para la vida. 

Beneficios para la salud de cada cepa

Los probióticos se identifican en tres niveles: género, especie y cepa. Es importante conocer que el efecto saludable de los probióticos está relacionado con la cepa, por ejemplo, ni todas las bifidobacterias ni todas las Bifidobacteria animalis son probióticas. Solo se pueden llamar probióticas ciertas cepas, como la BB-12®, de las que se ha documentado que presentan beneficios para la salud.

BB-12®: eficacia y seguridad ampliamente documentadas

Bifidobacterium BB-12® es una de las cepas probióticas mejor documentadas clínicamente de Chr. Hansen. BB-12® se viene utilizando desde 1984 como ingrediente en suplementos alimentarios y dietéticos en todo el mundo. Se ha probado en numerosos estudios clínicos y se han demostrado beneficios para la salud gastrointestinal. 

BB-12® ha sido utilizada sola y en combinación con otras cepas de Chr. Hansen en más de 200 estudios hasta la fecha, tanto en humanos, como in vitro y en animales.

A continuación se muestra un ejemplo de un estudio aleatorizado, doble ciego, controlado con placebo. En el estudio participaron 209 personas de edad avanzada que vivían en una residencia de ancianos y se comparó el efecto de BB-12® con un placebo.

Definición generalmente aceptada de probiótico

Probiótico significa «en favor de la vida» en griego. No existe ninguna definición legal de probiótico, pero importantes organismos internacionales, como la OMS y la Asociación Científica Internacional para Probióticos y Prebióticos (ISAPP), han publicado definiciones.

Según la OMS, los probióticos son microorganismos vivos que, administrados en cantidades suficientes, aportan un beneficio para la salud del hospedador.

Según la ISAPP, un probiótico debe:

  • estar vivo cuando se administra,
  • haberse sometido a una evaluación controlada para documentar los beneficios para la salud del hospedador deseado,
  • ser un microbio o una combinación de microbios definidos taxonómicamente (a nivel de género, especie y cepa),
  • ser seguro para el uso indicado.

Los probióticos de Chr. Hansen cumplen las definiciones de la OMS y la ISAPP.

Chr. Hansen y su postura basada en la ciencia

La documentación clínica es fundamental y una bacteria probiótica solo vale tanto como la base científica que la sustenta. Una documentación clínica adecuada, en la que se incluyan estudios en humanos, doble ciego y controlados con placebo, son esenciales para garantizar la credibilidad de los consumidores. Chr. Hansen trabaja constantemente para contar con una comprensión más profunda y más pruebas de los beneficios para la salud de nuestros probióticos. Agradecemos las iniciativas que toman los organismos reguladores y las asociaciones sectoriales con el fin de implantar unos requisitos de calidad más estrictos y continuaremos invirtiendo en la credibilidad ante los consumidores y en los requisitos normativos.

Los números cuentan

Elegir la cepa probiótica adecuada es fundamental, igual que garantizar el número suficiente de bacterias probióticas en el producto al final de la vida útil. El beneficio para la salud depende de la dosis y, por lo tanto, el producto alimentario debe contener un número suficiente de células en el momento de su consumo.

Chr. Hansen ofrece la gama de probióticos NU-TRISH®, que es la elección natural para los fabricantes de alimentos apetitosos con beneficios creíbles para la salud.

Compartir