Cómo la I+D digital permite que los científicos hagan ciencia

La investigación y desarrollo consiste en no dejar de buscar la innovación, siempre al tanto de las tendencias y las nuevas exigencias de clientes y consumidores. En Chr. Hansen, contamos con un equipo dedicado a la I+D digital que trabaja en la digitalización para empoderar a los científicos y permitir una ciencia más flexible. Presentamos a la directora del departamento, Camilla Petersen, y a los tres miembros de su equipo de I+D digital. Podrá conocer cómo su trabajo en digitalización prepara el terreno para futuras innovaciones.

Camilla Petersen, Morten Meldgaard, Lasse Ludvigsen and Marie-Catherine Le Bihan. 


Cimientos para la ciencia futura

Durante los últimos años, el equipo de I+D digital ha trabajado en sentar las bases de la recogida y distribución de datos entre los departamentos de investigación de Chr. Hansen. Es algo que muchas empresas acaban haciendo, ya que las innovaciones se basan en la capacidad no solo de generar datos, sino también de recogerlos y aprender de ellos. El equipo de I+D digital consta de la directora sénior del departamento, Camilla Petersen, y de Morten Meldgaard, Lasse Ludvigsen y Marie-Catherine Le Bihan. Morten ha participado en el proyecto desde su comienzo: 

«Me alegro de que nos hayamos consolidado como unidad organizativa en I+D y de que la base que hemos construido se esté reforzando y se siga desarrollando. Me siento privilegiado de ser especialista en I+D digital con formación científica y como tal explorar nuevas fronteras digitales y dar un uso práctico en I+D a la tecnología de vanguardia». 

Trabajo con inteligencia

El equipo de I+D digital colabora estrechamente con los laboratorios de Chr. Hansen para dar con las mejores soluciones de digitalización. En los laboratorios se generan muchos datos, por lo que los técnicos y los científicos necesitan un método simple y automatizado de recogida de datos que les permita usar su tiempo con más eficacia y dedicarse realmente a la ciencia y no a ordenar los datos. Con el paso de los años, esto se ha hecho realidad en Chr. Hansen, y no dejamos de mejorar. Lasse explica su papel en este proceso: 

«Mi responsabilidad es crear una base en forma de infraestructura informática sólida para mis compañeros. Me aseguro de que los bits y los bytes puedan fluir de acá para allá con seguridad y rapidez. Antes de poder plantearnos la inteligencia artificial, los gemelos digitales, etc., tiene que haber una base y unos conocimientos digitales sólidos».


Tendencias y desafíos digitales

La inteligencia artificial, el aprendizaje automático, los gemelos digitales y la automatización son algunas de las tendencias dominantes en el mercado que el equipo de I+D digital trata de optimizar e incorporar en Chr. Hansen. Estas tendencias tienen en común el gran impacto que provocarán en los laboratorios científicos. Marie-Catherine abunda en estos efectos:

«En interacción con los expertos en I+D, la informática nos está ayudando a desentrañar todo el potencial de los datos: disminuir la redundancia en los experimentos, optimizar los procesos de trabajo, aliviar el consumo de datos, comunicar con eficacia gracias al dominio de la narrativa de los datos y realizar experimentos “in silico” mediante modelos predictivos e inteligencia artificial».

Para aprovechar todo el potencial de los datos, cada vez más robots pueblan los laboratorios de Chr. Hansen y los experimentos se reducen a microlitros (millonésimas de litro), lo que genera multitud de datos. Morten explica:

«Esto nos permite hacer miles de experimentos al mismo tiempo, por lo que hemos alcanzado niveles sin precedentes de eficiencia para generar datos. Para que una I+D tan digitalizada funcione, necesitamos una autopista por la que enormes cantidades de datos viajen de los equipos al almacenamiento y a nuestro avanzado entramado de análisis para el procesamiento de los datos». 

El equipo de I+D digital proporciona esta autopista mediante una LabNet, que es un almacenamiento centralizado de datos disponible para todos los científicos informáticos desde el laboratorio o a distancia y que les permite configurar experimentos y extraer conclusiones a partir de los datos, sin importar la hora o el sitio; así liberan tiempo para dedicarse a lo que mejor hacen. 

Otro proyecto en el que está trabajando el equipo es Scibite, un programa dedicado a la búsqueda semántica de texto para organizar datos que, de lo contrario, estarían desestructurados y así hacerlos legibles y aptos para el aprendizaje automático. Por medio de algoritmos y del acceso a los datos, el programa puede generar resultados más precisos al comprender la intención de quien hace la búsqueda, el contexto de la consulta y las relaciones existentes entre las palabras. 

La diversidad como nexo entre la informática y la I+D

Los miembros del equipo vienen de diferentes campos, por lo que cada uno tiene su propio punto de vista y su forma de entender el trabajo en I+D digital. Camilla recalca que lo que hace tan estupendo a su equipo es la capacidad para usar las competencias y conocimientos expertos de todos ellos para una mejor comprensión y para crear las soluciones adecuadas:

«Tenemos conocimientos en áreas distintas que abarcan multitud de fortalezas. Todos no estamos pendientes de todo, que es por lo que nos gusta debatir entre nosotros y, además, colaboramos con otros equipos para no dejar de aprender y crear las soluciones necesarias».

La diversidad del equipo contribuye a tender puentes entre la informática y la I+D. Con lo que Lasse sabe de tecnología y procesos informáticos, los amplios conocimientos de Marie-Catherine como científica de datos y los antecedentes de Morten en ciencias naturales, microbiología y su doctorado en genética y química de las proteínas, el equipo reúne un impresionante repertorio de competencias, que les permite entender todos los ángulos de las soluciones digitales de investigación y desarrollo necesarias para innovar en pro de un futuro sostenible. 

El futuro de la I+D digital

Sobre el futuro, a Camilla no le cabe dudas de que su equipo crecerá. Espera incorporar al equipo a nuevos talentos que aporten sus propias competencias y conocimientos y participen en el proceso continuo de optimizar datos y permitir una ciencia cada vez más ampliable:

«El futuro dentro de I+D digital seguirá repleto de cambios y desafíos interesantes; se trata de invertir en la capacidad de cambiar para que estemos listos para reaccionar a las oportunidades que nos traiga el mañana».

El equipo continuará trabajando en los procesos de automatización, el aprendizaje automático, la inteligencia artificial y los gemelos digitales, y en su optimización, conforme los científicos de Chr. Hansen vayan avanzando con los nuevos procesos innovadores. La base sobre la que trabaja el equipo será la piedra angular para la continua digitalización que Chr. Hansen afrontará en el futuro.

Compartir